Espacio disponible para su publicidadNoticias Jóvenes  

  Agosto  
9
  Martes  
   

Consejo de la Juventud de Zaragoza

MisMontes.com

AupaZaragoza.com

Iglesia en Zaragoza (Hoja Diocesana)

Espacio Disponible para su PUBLICIDAD 976 274426

  
Colonias de Verano Ánade en el Pirineo Aragonés para chicos y chicas de 7 a 17 años - ABIERTA LA INSCRIPCIÓN VERANO 2021

NacionalMas, de 'president' de los recortes al desafío a la Constitución
Redacción (NJ) (Dec 29, 2012) Nacional
Recortes, pacto fiscal, diada independentista, reivindicación de la Cataluña silenciosa, elecciones anticipadas y el desafío a la Constitución con el aderezo de la corrupción. Estos han sido los últimos doce meses en Cataluña. El apoyo del PPC, liderado por Alicia Sánchez-Camacho, ha sido clave este año para CiU.

Un apoyo mediante abstenciones en las votaciones tan importantes como los presupuestos, que favorecían una política de austeridad y recortes valorados, solo este año, en 1.500 millones de euros. Los sectores donde más se percibieron fueron los más necesarios para los ciudadanos: Educación, servicios sociales y Sanidad.

Pero este apoyo estaba bajo un acuerdo en el que el presidente de la Generalitat, Artur Mas, debía reducir las consejerías en un 30% y eliminar las subvenciones y gastos superfluos a entidades, medios privados y plataformas. CiU nunca cumplió el pacto.

Así y tirando de victimismo, Artur Mas se jugó todo al pacto fiscal, es decir, la creación de una Hacienda catalana propia que recaude y gestione todos los impuestos que se generen en Cataluña. Ésta fue la punta de lanza del Gobierno autonómico desde mayo, cuando chantajeó por primera vez con el adelanto electoral, hasta septiembre, en concreto el día 20, cuando terminó la reunión entre Mas y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, sobre este asunto.

El encuentro duró poco más de dos horas y media y el 'no' rotundo aceleró aún más la deriva independentista, que ya había aumentado el 11 de septiembre, día de la Diada, en el que miles de personas marcharon por las calles de Barcelona bajo una misma bandera, la 'estelada' y bajo un mismo lema: 'Cataluña, nuevo Estado de Europa'. Fue la manifestación más multitudinaria en mucho tiempo con la inestimable ayuda de los Ayuntamientos, subvenciones y el apoyo institucional de la Generalitat, al que acudieron nueve de los once consejeros y el presidente de Unió y portavoz de CiU, Josep Antoni Duran Lleida.

La respuesta a este 'clamor popular', que llegó a las 600.000 personas, según la Delegación del Gobierno en Cataluña, dirigida por María de los Llanos de Luna, y millón y medio, según la Guardia Urbana (unas siete personas por metro cuadrado), no se hizo esperar. Sin subvenciones y solo por redes sociales, nació una plataforma civil desvinculada de los partidos políticos. De España y Catalanes -D'Espanya i catalans'- comenzó a andar el 29 de septiembre de la mano de Manel Parra, quien se erigió como punto de unión de trece jóvenes que no querían que les dieran a escoger. Consiguieron lo que nadie había podido hacer en la historia reciente de Barcelona, llenar la Plaza Cataluña de banderas de España y señeras. Hasta cerca de 65.000 personas se concentraron en un movimiento que volvió a salir el día de la Constitución, aunque con una repercusión menor.

Tras el desafío al Gobierno, Mas tuvo que cumplir con su ultimatum, o pacto fiscal o elecciones. Finalmente, el 25 de noviembre y clave de plebiscito independentista, en el que Mas, que se presentó como si fuera Moisés guiando a su pueblo a la tierra prometida, o más conocida como Ítaca, pidió "la mayoría excepcional". No obstante, CiU se dio el mayor batacazo de su historia con un aumento espectacular de Ciudadanos, presidido por Albert Rivera. Sin embargo, con la ayuda de ERC, el presidente de la Generalitat ha podido continuar en el cargo.

El pacto con los republicanos ha sido el mayor desafío al Estado de Derecho desde que lo intentara el ex presidente del País Vasco, Juan José Ibarretxe. El referédum secesionista es ahora la principal política que hará la Generalitat, al menos, hasta 2014, año en el que estima ERC que hará la consulta. No obstante, Rajoy ya ha asegurado que actuará con todo el peso de la ley para que la consulta soberanista, el llamado 'derecho a decidir', no se haga fuera de la legalidad vigente.

Corrupción

Ha sido la tónica de esta legislatura, con uno de los casos más escandalosos de corrupción en Cataluña. El 'caso Palau', que tiene tres partes separadas, fue llevado a la Fiscalía en 2010, tras salir en la prensa que el expolio del Palau de la Música alcanzaba los 35 millones de euros y que en otra de sus piezas se investiga la supuesta financiación irregular de Convergencia Democrática de Cataluña, con el cobro de comisiones a empresas que se beneficiaban de la obra pública. Además, apareció en plena campaña electoral un informe supuestamente de la UDEF que ponía de manifiesto que presuntamente la familia Pujol mandaba parte del dinero obtenido a cuentas en paraísos fiscales.

CiU afirmaba que era un montaje perpetrado por el Gobierno de España "contra Cataluña". Sin embargo, un mes depués de las elecciones aún se siguen publicando detalles de la fortuna que ha conseguido la familia del ex presidente de la Generalitat.

Los escándalos están cercando a los principales dirigentes de CiU en las últimas tres décadas. En las últimas semanas, LA GACETA ha ido revelando los numerosos casos de corrupción en los que la familia Pujol y el clan Mas, las dos sagas que han liderado el nacionalismo catalán y han ocupado las instituciones catalanas durante los últimas 30 años, se encuentran inmersos en estos momentos.

Otro de los escándalos que han salido a la luz pública ha dado de lleno al PSC, dirigido por Pere Navarro. Se dio a conocer a la semana siguiente de las elecciones. En el 'caso Mercurio', aún en fase de instrucción, se ha imputado al ahora ex alcalde de Sabadell, Manuel Bustos -que ha sido suspendido de todos sus cargos internos del PSC, su homóloga en Montcada i Reixac, María Elena Pérez (PSC), el jefe de la Policía Local de Sabadell y el secretario de organización del PSC, Daniel Fernández, se encuentran entre los imputados por un presunto delito de tráfico de influencias en el marco de la operación sobre corrupción que afecta a los ayuntamientos de Sabadell y Montcada i Rexach.

Termina un año nefasto para la economía catalana

Con una recesión sin precedentes, la mayor preocupación de los catalanes ha sido el paro, que cerró 2011 con un total de 614.244 personas sin trabajo. En solo un año, el drama social se ha disparado hasta las 646.306 personas, según los datos hasta noviembre del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, dirigido por Fátima Báñez. No obstante, los datos de la Encuesta de Población Activa ofrecidos por el Instituto Nacional de Estadística muestran que en el tercer trimestre del año había 840.400 desempleados frente a los 775.400 que cerró en 2011, es decir, más de un 8% más en un año, hasta alcanzar una tasa de paro del 22,5%.

El presidente de la Generalitat afirmó en enero de este 2012 que "será difícil reducir el paro a mitad de la legislatura". Una de sus promesas se iba al traste, reducir la sangría, que también se ha llevado por delante a más de 15.000 empresas en estos últimos 12 meses. El drama social ha hecho que numerosas familias hayan sido desahuciadas y que casi el 30% de la población catalana viva en el umbral de la pobreza.

Asimismo, la deuda de la Generalitat, la más alta de todas las Comunidades Autonómas con 48.000 millones y con la petición de rescate, valorado en 5.400 millones de euros, ha hecho que el presidente haya tenido que realizar la tercera, pero no última, oleada de recortes. En concreto, se aprobaron, con la abstención del PP, el ajuste más duro hasta el momento en la historia de Cataluña. El euro por receta -llevado al Constitucional por el Gobierno central-, la rebaja de sueldos a los funcionarios y la eliminación de convocatorias, se impusieron nuevas tasas y subida del precio de la matrícula, incluidas las de Formación Profesional, los niños tendrán que pagar hasta tres euros por llevar la comida de casa, se bajó el ritmo de inversión en infraestructuras... Todo para meter una tijera de 1.500 millones de euros, que sumada a las de 2011, el recorte total que ha hecho la Generalitat hasta este 2012 alcanza los 5.000 millones de euros para hacer frente al objetivo de déficit.

El debate más 'trascendental'

Entre las numerosas anécdotas en el Parlamento catalán, destaca el debate sobre las aves cantoras. Se celebro a principios de junio, cuando los recortes estaban al caer. Ese día los recortes, los desahucios, la presunta corrupción en CDC y todo lo demás pasó a un segundo plano. El 6 de junio se debatió de forma más profunda la caza de aves que pían en los parques naturales de Cataluña.

  
BUSCAR EN NJ: