Espacio disponible para su publicidadNoticias Jóvenes  

  Diciembre  
1
  Miércoles  
   

Consejo de la Juventud de Zaragoza

MisMontes.com

AupaZaragoza.com

Iglesia en Zaragoza (Hoja Diocesana)

Espacio Disponible para su PUBLICIDAD 976 274426

  
Colonias de Verano Ánade en el Pirineo Aragonés para chicos y chicas de 7 a 17 años - ABIERTA LA INSCRIPCIÓN VERANO 2021

AragónLa torres del Pilar sin restaurar estarán acabadas dentro de un año
Redacción (NJ) (Mar 24, 2010) Aragón
La restauración de las torres del Pilar está ya a punto. El arquitecto encargado de las obras, Teodoro Ríos, ya hace tiempo que concluyó el proyecto definitivo, la comisión de urbanismo concedió ayer la licencia para iniciar los trabajos en una de ellas y el cabildo adjudicará las obras en breve. Se quiere empezar a montar el andamiaje en la torre de Santa Leonor esta misma semana o, como muy tarde, a principios de la que viene, siempre antes del inicio de la Semana Santa.

"Esa torre no tiene nada que ver con las dos que ya hemos restaurado -señala Teodoro Ríos-, porque no sufre problemas estructurales de ningún tipo. Lo único que es necesario es una buena limpieza, cambiar el sistema de iluminación, que está un poco anticuado, reponer ladrillos allá donde se necesiten, poner protección contra las palomas...".

La restauración de las dos torres del Pilar que dan a la ribera del Ebro, las de Santa Leonor y de San Francisco de Borja, será posible gracias a un convenio que firmaron en diciembre pasado el arzobispo de Zaragoza y el Banco de Santander y Telefónica. El banco se hará cargo de la financiación de los trabajos en la torre de Santa Leonor, y la otra será costeada por la compañía telefónica. En total se invertirán en las obras cuatro millones de euros. Las dos compañías pusieron en marcha una campaña publicitaria para potenciar la colaboración ciudadana, de tal modo que cada una de ellas ofrecía cinco euros por cada euro aportado por los ciudadanos. Quienes hayan participado en la campaña recibirán una carta de agradecimiento del arzobispado, serán invitados a la inauguración de las obras y verán su nombre reflejado en una placa conmemorativa en la basílica.

La torre de San Francisco de Borja (ambas construcciones recibieron su nombre en recuerdo del matrimonio que las costeó, Francisco Urzáiz y Leonor Salas) tampoco sufre especiales problemas de conservación. Pero en su caso sí que experimentará grandes novedades. La principal, el ascensor. Pese a que el actual funciona perfectamente, se le ve absolutamente caduco y obsoleto, y da mala imagen al visitante.

El nuevo lo construirá la empresa finlandesa Kone, que ha ganado el concurso convocado por el arzobispado.

"El actual va por una especie de tubo de ladrillos, que vamos a quitar para hacer un ascensor 'de intemperie' -relata Teodoro Ríos-. Así que desde fuera se le va a ver subir y bajar por la torre". Todo ello con limitaciones, claro, ya que no se va a cambiar el aspecto exterior de la torre. En la parte alta se va a hacer una pequeña sala de exposiciones, que servirá para regular el paso hacia el mirador, que será la parte más espectacular de la torre. Allí, a unos 80 metros de altura, se gozará de una impresionante vista de la ciudad.

Solo podrán acceder al mirador, que tendrá el suelo transparente y desde donde también se verá subir y bajar el ascensor, grupos de 8-10 personas, más o menos las mismas que podrán utilizar el ascensor. Sala de exposiciones y mirador estarán conectados por una escalera de acero y cristal de siete metros de altura.

"El ascensor es muy especial, ya que tendrá que soportar en algún tramo vientos muy fuertes -apunta Ríos-, días en los que el cierzo alcanza hasta 150 km/hora, lo que, a 65 metros sobre el suelo, que es la máxima altura a la que subirá, puede suponer problemas de seguridad. El ascensor llevará incorporado un anemómetro y, cuando el cierzo sea muy fuerte, no se utilizará".

Será, también, un ascensor rápido, que subirá y bajará con cierta velocidad para convertir su uso en "una experiencia especial". Se ha elegido a la firma finlandesa porque presentó la oferta económica más ajustada.

Para lo demás se sigue contando con las empresas aragonesas. Como, por ejemplo, Palau, de Sariñena, que será la encargada de proveer los ladrillos, casi iguales a los originales, que se repondrán allí donde se necesiten.

Con los trabajos se pretende no solo restaurar las torres sino unificar el aspecto exterior de la basílica, ahora de dos tonalidades. Así, elementos como los chapiteles de cobre y la bola que los corona recibirán idéntico tratamiento al de las torres ya recuperadas hace más de un año.

Aunque la fecha de conclusión de las obras puede variar, el arquitecto cree que "todo podría estar acabado en marzo de 2011".

  
BUSCAR EN NJ: